Cabildo de Tenerife

cabecera2

Citius, altius, fortius

Citius, altius, fortius

Más rápido, más alto, más fuerte. Nada como el deporte hace más noble al ser humano. En el esfuerzo deportivo aprendemos a superar nuestros límites, a comprender las fronteras del sacrificio, a valorar el trabajo en equipo y aprender que la suma de talentos produce el mayor rendimiento. Ocupados, como estamos, en evitar el hundimiento de tantas y tantas familias azotadas por la crisis, en el Cabildo no hemos querido olvidarnos de seguir trabajando en un mundo que ayuda a construir el carácter y la fortaleza de nuestros jóvenes, de los futuros ciudadanos de Tenerife.

Hay quienes entienden el deporte solamente como competición. Esa mentalidad hay que desterrarla de nuestras vidas y de nuestros niños, si queremos que sean ciudadanos mejores. Hay que entender desde muy pequeños que nuestro equipo no siempre puede ganar y que lo importante es que haya jugado a su máximo nivel de esfuerzo y capacidad. Hay que entender que, a veces, el rival es mejor o tiene más suerte y hay que felicitarlo. Hay que distinguir entre una rivalidad deportiva y un enfrentamiento pasional. A veces, vemos en algunos deportes comportamientos de familiares de jugadores, del público o de los propios competidores que dicen muy poco de nuestra sociedad.

Los niños aprenden muy pronto. Y nuestros abuelos decían, con razón, que los árboles que se tuercen hay que enderezarlos antes de que crezcan porque desde que el tronco se haga fuerte ya no será posible corregir las desviaciones. Los valores que inculca el deporte –compañerismo, esfuerzo o sacrificio– son los que permanecerán en el alma de los jóvenes cuando sean mayores. Tan importante como aprender a ganar es aprender a perder. Aprender de cada derrota para salir más fortalecido para la próxima competición.

De alguna manera, Tenerife y su historia es la crónica de un esfuerzo constante donde hay victorias y derrotas, épocas de felicidad y largos periodos de dificultad o de adversidades. Si hemos podido superar los peores momentos es porque en el alma colectiva de los tinerfeños existe la capacidad de colaborar, de apretar los dientes y arrimar el hombro junto al vecino para remontar las adversidades.

El Cabildo de Tenerife destina en la actualidad casi un millón de euros a fomentar la práctica de actividades deportivas. Prestamos especial atención al desarrollo de los deportes en la etapa más joven, tanto para fomentar la cantera como para colaborar en la educación de los más pequeños. El deporte en nuestra sociedad, además, es un elemento indispensable desde el punto de vista de la Sanidad ya que, a través de él, se fomentan los hábitos de vida saludables desde edades muy tempranas y se potencia el binomio deporte-salud, que es uno de los objetivos del Cabildo para realizar una labor de prevención de conductas y hábitos no deseados.

Educar a través del deporte es inculcar valores sociales. Es en la niñez y en la adolescencia donde se adquieren con más facilidad conceptos como el compañerismo, el trabajo en equipo y la disciplina.

Por eso nuestro empeño en erradicar los comportamientos violentos y xenófobos a través de la iniciativa Tenerife Juega Limpio, mediante la cual tratamos de colaborar con las federaciones, clubes y otros organismos para inculcar en todos los estamentos –jugadores, entrenadores, directivos,madres y padres– modelos de conductas y comportamientos de respeto y compromiso con la deportividad.

El Cabildo ha invertido cientos de miles de euros en recintos deportivos, campos de fútbol y de lucha canaria o polideportivos. Pero prestamos mucha atención a los niños. Los Juegos Cabildo deTenerife se iniciaron hace 27 años con el objetivo de fomentar la actividad deportiva en el ámbito escolar, haciendo realidad el eslogan de Deporte para todos. Hoy es la competición polideportiva con mayor número de participantes y disciplinas diferentes al fútbol y el baloncesto: 12.000 niñas y niños. Además, los Juegos Cabildo de Tenerife son un ejemplo de integración único en Canarias, ya que cada año participan unas 1.000 personas con discapacidad. El deporte supera barreras. Y nosotros las superamos con las Copas Cabildos en las que participan más de 2.000 deportistas, en su mayoría de categoría base y con las infraestructuras deportivas.

Fútbol en Verde, Plan Insular de Atletismo, Plan de Instalaciones Deportivas y Programa Insular de Piscinas son algunos de los programas en los que desplegamos un esfuerzo que este año llegará a los cuatro millones de euros. Cuando vuelva a salir el sol. Cuando en Tenerife hayamos superado estos tiempos de dificultad y penuria para muchas familias, los niños que estamos educando hoy serán mejores tinerfeños del mañana. Para eso trabajamos. Para que no exista ninguna familia sin trabajo, sin vivienda y sin una vida digna. Y también, para que nuestros hijos sean más capaces y mejores que nosotros. Y lo serán, sin duda.

Carlos Alonso Rodríguez

Presidente del Cabildo de Tenerife

FaLang translation system by Faboba